<
>

MLB y Sindicato de Jugadores acuerdan nuevas reglas sobre robo de señales

play
Temporada 2020: El oeste de las Grandes Ligas con los mismos protagonistas (2:57)

Enrique Rojas analiza las Divisiones Oeste de cada liga, y dice que los Dodgers y los Astros son los amplios favoritos. (2:57)

La Oficina del Comisionado de Grandes Ligas y el sindicato de peloteros llegaron a un acuerdo sobre el establecimiento de nuevas reglas para sancionar a los jugadores y al personal del equipo que roben señales con la ayuda de dispositivos electrónicos.

Las nuevas normas establecen específicamente que cualquier persona que utilice dispositivos electrónicos o cualquier aparato que mejore la visualización del juego para comunicar o retransmitir las señales del equipo contrario o información de sus lanzamientos, estará sujeta a medidas disciplinarias, según lo contemplado en un documento confidencial obtenido por ESPN Digital.

El manager de los Yankees, Aaron Boone, quien todavía era comentarista de ESPN cuando Houston eliminó a los Yankees en la Serie de Campeonato de la Liga Americana en 2017, ha sido muy abierto al criticar a los Astros tras el escándalo de robo de señales del equipo, y cree que tomar medidas disciplinarias ayudará a que el nivel de competencia sea equitativo.

“Creo que es algo bueno”, dijo Boone. “Obviamente, es algo que se ha convertido en un problema en nuestro deporte. Ha habido un enfoque (en el robo de señales) los últimos dos años por las medidas que se han tomado en su contra, y obviamente todo lo que sucedió este invierno con esas medidas. Entonces, yo apoyo cualquier cosa que ayude a que la competencia sea lo más nivelada posible".

“Después de lo que pasó con los Astros todo es válido. Que todo el mundo juegue legal es lo más importante”, agregó el campocorto venezolano, Gleyber Torres, quien no hizo su debut en las Grandes Ligas hasta 2018, pero es uno de los muchos Yankees que cuestionó el campeonato de Serie Mundial de los Astros después de que una investigación reveló un elaborado esquema de robo de señales.

Un detalle en las nuevas reglas que parece ser resultado específico de la investigación de los Astros es que ningún equipo puede instalar o usar ninguna cámara que capture imágenes de las señales del receptor.

Los peloteros y el personal del equipo sí pueden utilizar video de partidos anteriores para estudiar las señales de un oponente o información de sus lanzamientos si eso ocurre antes del primer pitcheo del partido y esa información puede transmitírsele al personal del equipo sólo antes de iniciar el juego.

La única excepción a la regla del robo de señales es lo que los peloteros siempre han hecho para adquirir una ventaja competitiva: si un hombre en base o un miembro del cuerpo técnico identifica las señales u otra información del equipo contrario a través de su propia observación del lanzador, receptor o del dugout del equipo contrario, esa persona puede comunicarle esa información a un jugador o entrenador en el terreno.

Los únicos dispositivos electrónicos permitidos para uso en cualquier parte del estadio, incluido el camerino, son los iPads proporcionados por MLB con contenido aprobado, el cual no puede actualizarse durante el juego.

En términos de acceso a video durante el juego, algo en lo que los peloteros han expresado interés en tener como ha sido en el pasado, MLB le dijo al sindicato que pondrá su mejor esfuerzo en desarrollar un nuevo sistema de acceso a video durante los partidos esta temporada regular 2020 y durante la postemporada, pero no hay garantías.

Otro detalle establecido en las nuevas reglas es que, a partir de este sábado, 1 de agosto, los monitores y televisores dentro del camerino podrán mostrar una sola toma de cámara para poder seguir la acción del juego, pero dicha imagen no puede revelar las señales del receptor o información de los lanzamientos. Si no fuera posible, se podrá mostrar la transmisión en diferido.

En términos de sanciones, MLB puede disciplinar a cualquier persona que cometa una violación de las reglas y esa disciplina puede incluir suspensiones sin paga o tiempo de servicio. Los equipos, ejecutivos y personal fuera del terreno de juego que cometan cualquier violación también pueden ser multados, suspendidos o perder beneficios.