<
>

Luis Enrique: "Nuestra fuerza es el grupo y estamos preparados"

play
¡Falló muy cerca del arco! Cristiano se perdió el primero de cabeza (0:52)

Portugal intenta más que España pero le cuesta la definición. (0:52)

BARCELONA -- Luis Enrique cree en España. Convencido de la selección que este lunes iniciará el reto de la Eurocopa ante Suecia, el entrenador español se mostró claro al hablar de las opciones de su equipo.

"Estoy convencido y si no se dieran las circunstancias sería el primero en reconocer que no se han hecho las cosas bien. El primer objetivo es clasificarnos y, a partir de ahí, ya pensaremos en los octavos”, proclamó, advirtiendo que a España "no le falta liderazgo" y dejando claro que él, en primera persona, también se siente "un líder... Porque si un entrenador no lo es, mala señal".

"Nuestra fuerza es el grupo, el equipo, y estamos preparados" relató descubriendo que ante Suecia, como de cara a los demás partidos, su plan no variará en exceso: "Será siempre igual... Coger el balón e intentar hacer lo nuestro, generar el mayor número de ocasiones, controlar las transiciones del rival, presionar en campo contrario, lo más cerca posible de su portería... Ese será el plan".

Sobre el rival del estreno, Luis Enrique mostró un total respeto. "Suecia es un equipo que suele jugar de forma directa. Tiene jugadores de mucha calidad, los de banda se meten por dentro y son dinámicos... No sé quién jugará en ataque, con Isak, que le conocemos bien de la Liga, pero vamos a intentar hacer el partido que nos interese a nosotros, que muestre nuestras armas y esconda nuestras debilidades" reveló, sin dar ninguna pista del once que pueda presentar.

"Al rival hay que regalarle pocas cosas. El portero saldrá de los tres que tenemos en la plantilla y mi plan no ha cambiado nada con los últimos acontecimientos. Lo tengo muy claro desde hace tiempo, aunque los entrenadores nos tenemos que adaptar a las circunstancias. De entrada no podremos contar con el capitán, con Busquets, pero tengo una plantilla muy buena y estoy encantado" sentenció.

"Cuando era jugador no me fijaba mucho en lo que hacía el mister y creo que ahora ocurre lo mismo, que los jugadores no están por lo que hace el entrenador... Es muy distinto, más intenso" reconoció al ser preguntado por la diferencia que encuentra en disputar un gran torneo como futbolista a hacerlo como entrenador y recordando que no tiene nada que ver.

"Recuerdo la ilusión con que fui a mi primer Mundial, no tienes preocupaciones y en cambio como entrenador tienes mucha más responsabilidad. Es muy intenso, decisiones a tomar... Intento llevarlo de la mejor manera, disfrutarlo y sacar todo lo positivo", resolvió.

Sobre los cambios de jugadores y una pretendida revolución en el equipo nacional, Luis Enrique sentenció que no se tomó el puesto de seleccionador con esa intención, "pero los años pasan para todos y los jugadores no son eternos".

"Siempre deben ir llegando otros jóvenes y en mi mente, desde el primer día, estaba ver qué jugadores casaban con mi idea de fútbol. Eso es lo que he ido haciendo... Hay jóvenes con los que piensas hacer una inversión pero también hay veteranos. Creo que es un buen mix" resolvió dando cuenta de la buena mezcla con la que cuenta el equipo español.

"No creo que nos afecte el calor" advirtió respecto a las temperaturas, dando cuenta que "llevamos una semana entrenando en Madrid durante el horario de máximo calor. Los horarios no se pueden cambiar, y menos en la última jornada, en la que todos los partidos de los grupos se deberán disputar a la misma hora".